TV Chilena

O subes o vendes: La misión de Maximiliano Luksic en Canal 13

Hoy la edición digital de The Clinic publicó un excelente reportaje acerca de la misión de Maximiliano Luksic como Director Ejecutivo de Canal 13, que en el año de su 60 aniversario, todavía no sale de los críticos números rojos e incluso TVN por poco lo desplaza en los últimos meses del tercer lugar.

Dentro del canal lo ven como “la última oportunidad” de su padre para salvar a la estación de las pérdidas financieras de los últimos años. Según reza el reportaje, en la reunión con el personal en el estudio de “Bienvenidos” habló de que con él se viene “una política de puertas abiertas” en un discurso breve y nervioso.

Un ex ejecutivo recuerda que “Decía que quería un canal como Univisión, de contenidos para América, una visión muy a lo grande que con el paso de los meses fue ajustando a la realidad”. Otro relata que “Prometía cosas, decía que el 13 debía volver a ser un canal grande, el Número Uno de Chile, que había que cambiar la cabecera y traer gente nueva”.

Según The Clinic, la idea de ser el canal oficial de la Formula E en Chile fue de él, mientras que siempre se preguntaba por qué tanto cuidado editorial para no ser multados por el CNTV. “Liberal en lo valórico, creía que el problema de Canal 13 era ser percibido como un canal cartucho y ligado a la Universidad Católica”, recuerda otro ex ejecutivo. Además, se cuenta también que de él fue la idea de recontratar a su amigo personal Alvaro Ballero en la señal, donde actualmente el ex chico reality es gerente de Trecelab, un área encargada del posicionamiento de los avisadores de la señal naranja.

En enero del año pasado pidió despedir a Herval Abreu del 13, no solo por los escándalos de acoso sexual en los que se vió involucrado sino que también porque se le considera “culpable del descalabro del Área Dramática”. También fue su idea despedir a la cuestionada ex rostro y ex panelista del matinal Raquel Argandoña, acaecida por su “sueldo de Madonna” de diez millones de pesos. Para él, ese nivel de remuneraciones no puede seguir existiendo en una industria que tiene que apretarse el cinturón para sobrevivir. Además, Sergio Lagos renovó por 7 millones, un monto bajo en comparación a lo que recibía anteriormente.

En junio del año pasado ofreció una entrevista a El Mercurio donde señaló: “Tenemos que empezar a ganar plata y salir adelante, como tiene que ser. Si no lo logramos, el canal se pondrá a la venta (…) Si yo fuera el controlador, no pondría un peso más, nunca más. Los negocios son negocios. Acá no somos la beneficencia, aunque nos encantaría, pero de alguna manera hay que poder financiar las cosas. Yo no busco un canal que me entregue millones o que incremente el patrimonio familiar. Lo importante del canal es que tenga un punto de equilibrio”. Agregó que esperaba ganancias por más de mil millones, cosa que finalmente no ocurrió y que terminó acelerando su arribo a la señal privada.

Además, la continuidad del espacio “Sigamos de Largo” está en veremos tras su bajísima sintonía -de 4 puntos de rating y en cuarto lugar de las preferencias-.

El 2020 puede ser un año clave para la administración Luksic en el 13: “El canal no puede caer más bajo de lo que está, ya tocó fondo. Que Max llegue a la dirección parece ser la última oportunidad de la administración Luksic para reflotarlo” dice una fuente administrativa al semanario, que mira con buenos ojos su asunción al igual que la mayoría de quienes están actualmente en la estación, sumado a que la figura de Javier Urrutia Urzúa era resistida internamente. “Todos queremos que al canal le vaya bien y hay que partir por no hacernos zancadillas entre nosotros y ser cautelosos sobre lo que se dice” dice una conductora que pidió reserva de nombre, y ese es el ambiente dentro de la ex Corporación de Televisión de la Universidad Católica, la cual su nuevo director puede definir el futuro de Don Andrónico en una industria televisiva que no maneja muy bien del todo.