El clero, la tropa y los de+

El otro día, Telemaniático Segundo comentó un poco del porqué no se emitían los Te Deum ¿le habrán dado la razón los canales? Sépalo en su nueva columna que aborda esto y más allá.

Varias cámaras de prensa captaron cómo un ayudante de la Catedral Evangélica de Chile dejó lesionado a este periodista al preguntar al Obispo Eduardo Durán sobre el lavado de dinero que pesa en su contra (Foto: Agencia Uno)

Por Telemaniático Segundo

Si de cuando cabrochicos leyeron el libro de cuentos “El oso, el tigre y los demás” del germano Janosch, notarán que la estructura se encuentra en su diversidad de fábulas, pero todas encapsuladas una gran historia. Esta columna de vuestra servilleta sufrirá misma modiifcación para extender tres hechos de estos últimos días en la tele, la razón lo explicaré en la moraleja.

El clero (el Oso)

A no ser que viste CNN Chile o el 24 Horas, esto fue parte del TeDeum Ecuménico
(Foto: Agencia Uno)

En la columna anterior “Grande precio pagaste por no emitirla“, hablaba de que la suspensión para TVN en emitir las acciones de gracias en la catedral evangélica de Jotabeche, sumando luego a la no emisión en cadena del Te Deum ecuménico, era más que un guiño de austeridad gentileza del mago de los tiempos mejores, un paso para alivio de la enseña de un país laico y no confesional. Pero ese último concepto, es lo que viejos estandartes del conservadurismo chilensis pusieron su grito al cielo y rasgaron vestiduras porque creen que es inmoral, “es un país de mayoría cristiana”, que se han farreado y blá, blá, blá.

Para desgracia de elles, los efectos de la no emisión le dieron mi razón en parte y también en quienes agradecieron por redes sociales el no emitir porque ver la sinvergüenzura de algunos obispos tras los escándalos de abusos y encubrimientos de los católicos y el lavado de dinero del papi Durán con Gringolandia, no merecía ser emitida para todo el país. Y es curioso, que los canales de noticias por cable (CNN Chile y 24 Horas) dieran cobertura en trozos de ambos eventos ¿qué esperaban? son periodistas y camarógrafos, cumplen con solo cubrir para sacar cuñas, rescatar lo poco de mensaje unitario que se tiraron en ambos rituales y también evidenciar que los cleros siguen teniendo ápices de malaeducación sea por preguntar en forma crítica (la mordaza contra un periodista de una radio en Jotabeche) como por pensar distinto (la detención en contra de Roxana Miranda y una amiga de ANDHA Chile por funar el de Plaza de Armas).

La tropa (el Tigre)

Una carabinera encabezando una banda, un admirable hito televisado por primera vez desde el Parque O’Higgins. (Foto: lanacion.cl)

También -a modo de actualizar- armó terremoto en los canales de la ANATEL, todo porque el viernes 14 se develó que TVN envió un correo urgente anunciando que a sus vecinos se les daba un compacto de 5 minutos la Parada Militar, a no ser que cada uno pagaba cinco palos por colgarse en HD su emisión en vivo y en directo. Cuento corto, el 13 y La Red respondieron algo como “¡Chis! ¿Son patúos? No emitiremos”, poniendo en su lugar el filme Los 33  y Enamorándome de Ramón respectivamente.

Resulta tragicómico que un canal manejado por Andrónico Luksic, el que se ha jactado por años “estar en los grandes eventos” no haya soltado un par de millones (tampoco eran $3.600 millones como las que exige Davalitos al Yerko), critique cual brujo al canal público por lucrar cuando la razón cierta era saldar algo de sus deudas, porque a la larga el 7.1 se ha hecho valer que su pega de extender su emisión a todo Chile no lo hace por amor al arte ni por deporte.

Aún más tragicómico que MEGA no dudara dos veces de su enemigo y suelte los piticlines, y no tanto que CHV siguiera la corriente ¿la razón de ésto último? lo dijo Davor Gjuranovic y muy poquísimos se dieron cuenta: el 11.1 cuando era canal de la Universidad de Chile (Canal 9) fue el primero en televisar por 1962 la Parada Militar. Para qué ahondar en lo piola que fue el desfile, un par de desenfoques de cámara similares a una emisión de antaño (son perdonables), solo destacar que la paridad de género está marcando terreno hasta en la conducción como es la militar quien acompañaba al periodista de TVN y relataba con naturalidad detalles de las Fuerzas Armadas.

En cuanto al 13, se notó que la mano de la maldita Secuoya vino para determinar su no emisión. Su peli le dió acidez post asado en cuanto a audiencia: 3 puntos contra 35 que sacó en conjunto los tres canales que mantuvieron en tradición la emisión. Si esto vuelve a pasar con otro evento, es porque quizás nadie se está dando cuenta que dentro de la ANATEL el ambiente se estaría volviendo muy turbio y cada día un poco más desunido. Menos mal no se emitió ese spot que justificaba su unidad a Chile. ¿Y UCV emitió o no? Ahí vamos ahora.

Los De+ (los demás)

Estudios centrales de UCV-TV en la calle Agua Santa de Viña del Mar
(Foto: Dedvi Missene – La Tercera)

Es por sabido que, para recibir más plata al ganado de Agua Santa, deba sí o sí emitir los informeciales sea día normal o festivo. Y me llama la atención ahora que UCV Televisión (el primer canal de Chile) será convertido durante diciembre a TV+ (TeVe Más), gracias a que Media23 Spa está experimentando el juguete adquirido hace un año en cuanto a experimentos programáticos, y no cabe duda que el patrón de cubrir mucha programación de compras por TV se acabe pronto.

Recientemente, Fernando Gualdel dijo a La Tercera que su enfoque apunta a ser un modelo diferente en tele, tomando en cuenta que la gente gusta de ver por entretener, no aspiren a ser el number one sino en hacer las cosas bien y logre ser atractivo tanto a la audiencia diferente como a los anunciantes. Algo que heredará Gualdel del UCV de más de 60 años, es una sola receta: como lo fue Pipiripao en los 80 y 90, hacer algo bueno con muy pocos recursos pueda ser un camino útil a futuro, tomando ejemplos recientes a shows como MILF (que dió el tapaboca como mejor programa de entretenimiento en los Cophue de Oro 2017), Me Late o Algo Personal en referentes de nicho bajo el mismo patrón del canal nacido en Valpo.

Lo que pasó tanto en los TeDeum o la Parada Militar da cuenta que si alguien desde arriba (la gerencia o los ejecutivos) hace un movimiento en falso, le va a costar caro -aunque no se den cuenta- por cómo responderá la audiencia. Y vuelvo a citar a Gualdel, para justificar este fenómeno:

En el sector oriente de Santiago se encuentra la sucursal del 5.1, el cual será TV+ en diciembre (Foto: Diario Estrategia)

“Creo que pasa por su mejor momento histórico, porque nunca se ha consumido tanta televisión como hoy. Volvió a tener la importancia que tuvo cuando partió, hoy está nuevamente en el living y tiene un tamaño como nunca antes la tuvo.”

(Fernando Guidel, gerente de UCV-TV en La Tercera, 21/09/2018)

Se notó aquello porque la gente disfrutó con lluvia o no de las fiestas patrias, y para quienes vieron la pantalla se sintieron confortados con ver “Algo habrán hecho en la historia de Chile” por TVN o las repeticiones de los programas culturales en cada canal nacional por la mañana del 18, y la gente aún le atrae la atención el desfile del Parque O’Higgins, si es que la sartá de las fuerzas de élite dejen de derrochar millones, no gasten en comprar o trasladar tanques y se pongan al servicio de la gente en lugar de rendir culto al dios Dinero indiscriminadamente.

La moraleja de este largo cuento editorial es, si quieren que algo cambie en el país y ayuda a que permanezca la pantalla más creíble que nunca, hay que hacer las cosas bien pero con poco, así ganas más prestigio que fama y enganchas mejor si de eventos nacionales o tradicionales se trate, y mejor aún, si es que esta parte ayude a que nuestra campaña por una tele en serio y con manos limpias surta efecto.

Telemaniatico Segundo

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com