Medios afines a Donald Trump asumen que mintieron al difundir supuesto fraude electoral

Esto se debe a una demanda que la compañía que suministra los aparatos de voto electrónico propinó contra Sidney Powell, abogada del mandatario saliente norteamericano, por participar en su campaña de difamación y desinformación.

Según informa el diario colombiano El Espectador, los medios republicanos afines al mandatario estadounidense saliente Donald Trump comenzaron a reconocer que mintieron al difundir noticias acerca de un supuesto fraude electoral que perjudicó al magnate en su disputa por la Casa Blanca contra Joe Biden, quien asume este miércoles bajo estrictas medidas de seguridad en las cercanías del Capitolio.

Quien empezó esta oleada de rectificaciones ha sido el blog ultraconservador American Thicker, quien dijo por ejemplo que la familia de Hugo Chávez poseía una parte de la compañía que proporciona el voto electrónico al cuestionado sistema electoral norteamericano. Bajo esta teoría buscaba sembrar dudas acerca de la legitimidad de la elección del exvice-presidente de Barack Obama, el cual fue replicado por otros medios afines al ex conductor de “El Aprendiz”.

Dos meses después y viendo el espiral de violencia que ocurrió la semana pasada con el asalto al Capitolio, el mismo sitio reconoció que mintió en sus aseveraciones sobre la elección de Biden. En un comunicado dijeron que “Estas declaraciones son completamente falsas y no tienen base. Tanto los expertos de la industria como los funcionarios públicos han confirmado que Dominion se comportó de manera adecuada y que simplemente no hay pruebas que respalden estas afirmaciones”.

Asimismo, las cadenas FOX News y Newsmax, reconocidamente republicanas, han también reconocido que mintieron al entregar soporte a las acusaciones de fraude de Trump.

El mismo matutino cafetero ha señalado que esto se debe a una demanda que la compañía Dominion Voter Systems, que es la que suministra los aparatos de voto electrónico, propinó en contra de la abogada de Donald Trump, Sidney Powell, por $1,3 mil millones de dólares por participar en la campaña de difamación y desinformación por parte del mandatario saliente. Esta demanda logicamente alarmó a los medios afines quienes no tardaron mucho en hacer las debidas rectificatorias.

De acuerdo a Dominion, “Nuestro enfoque legal inmediato está en Sidney Powell. En el futuro, analizaremos de cerca a otros que han participado directamente en la campaña difamatoria, así como a aquellos que han proporcionado imprudentemente una plataforma para estas acusaciones desacreditadas”. La misma empresa señaló en respecto a ambas televisoras que deben emitir las rectificaciones en horario estelar con el fin de “igualar la atención y la audiencia que pudieron lograr con las publicaciones difamatorias originales”.

TV en Serio

Un nuevo lugar para hablar de televisión... y en serio.